Presidencia de Bolivia:

    La Paz, 23 de septiembre de 2021 (Prensa Presidencia).- El presidente Luis Arce Catacora denunció este jueves, ante la septuagésima sexta Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), que la Organización de Estados Americanos (OEA) participó del golpe de Estado ejecutado en Bolivia en noviembre de 2019, para derrocar al gobierno constitucional y legítimo de Evo Morales.     “La ruptura del orden constitucional en mi país tuvo la participación de actores nacionales: políticos que en las urnas no cuentan con el respaldo del pueblo, malos efectivos de la Policía y las Fuerzas Armadas, comités cívicos, la jerarquía católica y medios de comunicación hegemónicos. Pero también contó con la participación de la OEA, a través de su Secretario General Luis Almagro”, afirmó el jefe de Estado boliviano.     Asimismo, Arce, que interviene por primera vez en esa instancia internacional, indicó que “el último informe presentado por un grupo internacional de expertos independientes, identificó que en el Estado Plurinacional de Bolivia se cometieron graves violaciones de derechos humanos, masacres y ejecuciones sumarias”.     Recordó que durante el gobierno de facto se vulneró sistemáticamente el derecho a la presunción de inocencia y al debido proceso; la persecución, procesamiento y encarcelamiento de personas inocentes se convirtió en un hecho cotidiano y normal.     “La humillación, represión, ultraje de nuestros símbolos patrios, como la wiphala, el uso racista y sexista de la fuerza, estuvo dirigido en contra de la población movilizada por sus derechos, en su mayoría indígenas, obreras y obreros, campesinas y campesinos”. agregó.     En ese marco, el mandatario boliviano dijo que su compromiso como gobierno constitucional y democrático es hacer justicia por las 38 vidas perdidas de ese nefasto periodo, que gracias a la lucha del pueblo se pudo frenar y recuperar nuevamente la democracia boliviana.     “Nuestro compromiso con el pueblo boliviano es que se haga justicia por las 38 vidas perdidas, por los cientos de heridos, detenidos, por los perseguidos, asilados y exiliados; por las graves violaciones a los derechos humanos que se ejecutaron durante un gobierno de facto; porque la justicia es condición esencial de toda democracia, y de construcción de una verdadera paz social”, afirmó.

Para leer el artículo completo, haga click aquí: – Presidente denuncia ante la Asamblea de la ONU que la OEA participó en el golpe de Estado de 2019 (Presidencia de Bolivia)