El Partido Vanguardia Popular, PVP, condena la calificación de Cuba como «Estado patrocinador del terrorismo», decretada cínicamente por el gobierno de Estados Unidos.

Carentes de legitimidad, con cinismo, prepotencia y actitud demencial, nuevamente el gobierno de Trump incluye, según él, a Cuba en la lista unilateral del Departamento de Estado que califica a países de fomentar el terrorismo y sus secuelas.

La difamación, propia de un inestable estado mental, es una estrategia para aplicar medidas económicas coercitivas, unilaterales e inhumanas, contra pueblos que se resistan a doblegarse a los caprichos del imperio norteamericano.

El anuncio realizado por el «mensajero de la muerte», el Secretario de Estado Michael Pompeo, es, ni más ni menos, que un acto de soberbia de un gobierno desprestigiado mundialmente y cuyo objetivo es obstruir las relaciones bilaterales entre Cuba y los Estados Unidos antes de asumir el gobierno de Biden.

El pueblo cubano, que ha expresado de múltiples formas y con acciones reales su solidaridad con todos los pueblos del mundo, enviando médicos y maestros no es un Estado patrocinador del terrorismo, el mundo entero lo reconoce. Es el pueblo cubano es el que sufre las consecuencias de diversas formas de terrorismo que el imperialismo norteamericano ejerce contra Cuba. El criminal Bloqueo económico, comercial y financiero de EE.UU. contra el pueblo cubano es una muestra de ello, pero también está las miles de víctimas por actos de terrorismo patrocinados y cometidos por los gobiernos norteamericanos.

Los costarricenses repudiamos y condenamos esta nueva acción demencial de un presidente estadounidense que se niega a entregar el poder en su propio país y que amenaza con las hordas fascistas impedir el traspaso de gobierno.

Fuente: Periódico Libertad – PVP condena nueva agresión imperialista contra el pueblo de Cuba