Llama Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, a incrementar la responsabilidad familiar ante el aumento de casos de COVID-19 vinculados a viajeros llegados del exterior.

Ante el incremento de los contagios vinculados a personas que llegan del extranjero, principalmente con vínculos filiales, el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, continuó insistiendo en la necesidad de incrementar la responsabilidad familiar y el respeto estricto a los protocolos establecidos ante la COVID-19, dentro y fuera de los hogares.

En la reunión del Grupo de trabajo para el enfrentamiento al nuevo coronavirus, celebrada este viernes en el Palacio de la Revolución, se verificó nuevamente que la mayor parte de los enfermos en los últimos 15 días están vinculados a este fenómeno: viajeros, contactos directos de estos, contactos de estos últimos.

Conducido por el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, el encuentro por videoconferencia con las autoridades de las provincias y el municipio especial de la Isla de la Juven-tud —en el que participó Esteban Lazo Hernández, presidente de la Asamblea Nacional—, informaron gobernadoras y gobernadores de más de una decena de territorios.

Al tocar el “turno” a Reinaldo García Zapata, gobernador de la capital, territorio donde más casos se están reportando —casi todos vinculados a la tendencia aquí comentada—, Díaz-Canel subrayó que hay que evitar que La Habana se complique después del tremendo esfuerzo que hizo por controlar la enfermedad tras el segundo brote.

En la Isla de la Juventud, y tras 215 días sin casos de COVID-19, en las más recientes jornadas la situación ha empezado a variar, por lo que el Jefe de Estado inquirió sobre la aplicación de los protocolos previstos, tanto para los viajeros que llegan por vía aérea como marítima.

La situación en los aeropuertos del país, especialmente en el capitalino, fue motivo de reflexión para el Presidente y el Primer Ministro, quienes indicaron, ante el incremento progresivo de vuelos, acciones para fortalecer los protocolos, ofrecer toda la información a los viajeros sobre las pruebas PCR a que deben someterse, y sobre la conducta a seguir en las casas. También orientaron garantizar el distanciamiento durante los trámites que estos deben cumplir en la terminal aérea.

Hasta el 3 de diciembre, Cuba reporta 8 610 casos confirmados, de ellos 8 346 nacionales y 264 extranjeros; acumula 136 fallecidos, para una letalidad de 1,58 por ciento.

Se acumulan 7 513 casos autóctonos confirmados de COVID-19, con una tasa de incidencia de 67,1 por cien mil habi-tantes (no incluye los 1 097 casos importados). Atendiendo al número de casos, el país ocupa el lugar 21 en las Américas y el 122 en el mundo.

En el planeta se reportan 186 países con casos de COVID-19, asciende a 64 455 694 los casos confirmados y 1 495 430 fallecidos, para una letalidad del 2,32 por ciento.

En la región de las Américas se reportan 27 613 064 casos confirmados, el 42,8 por ciento del total de casos reportados en el mundo, con 739 538 fallecidos, para una letalidad, del 2,68 por ciento.

Fuente: Presidencia de la República de Cuba – La COVID-19 es “un asunto” de familia, y todos lo somos