Palacio Legislativo, Caracas.- La Ley Antibloqueo para el Desarrollo Nacional y la Garantía de los Derechos del Pueblo Venezolano, presentada por el jefe de Estado y de Gobierno, Nicolás Maduro, para el debate y aprobación en el seno de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), representa una necesaria y primera respuesta jurídica para hacer frente al bloqueo imperial de los Estados Unidos.

Dentro de los objetivos de este marco jurídico se apunta al desarrollo del aparato económico nacional, en medio de la coyuntura actual que se expresa en la persecución financiera del hegemon norteamericano.

“A través de esta ley se crean mecanismos que fortalecen la gestión pública, mejorarán los ingresos de la nación y crearán incentivos racionales adecuados bajo controles flexibles para estimular la actividad económica interna y alianzas productivas externas que favorezcan el desarrollo nacional”, apunto el Mandatario Nacional.

El Presidente Maduro, explicó al país que este ordenamiento que se ajusta a lo establecido en nuestra Carta Magna, tendrá un marco normativo especial y temporal que permitirá al Estado, proteger los activos internos y externos de la amenaza de confiscación, robo y saqueo por parte de gobiernos extranjeros y empresas alineadas al bloqueo.

En ese contexto, indicó que con la elección de la nueva Asamblea Nacional, este 6 de diciembre, se abren caminos de esperanza para la recuperación de los activos que han sido confiscados en el extranjero a través de esta política de bloqueo imperial, así como para sumar al desarrollo de la economía, social y política de la Nación.

“No tengo la menor duda que esa Asamblea Nacional, se juramentará aquí el próximo 5 de enero, hagan lo que hagan, llueva truene o relampaguee, Venezuela tendrá una nueva Asamblea Nacional que se incorporará a la batalla por mejorar la vida del pueblo”, sostuvo el Jefe de Estado.

El Presidente de la República, enunció las bondades de la Ley Antibloqueo:

· Protegerá los activos de la nación de elementos internos y externos de la amenaza de confiscación.

· Permitirá realizar alianzas o asociaciones con sectores productivos y empresas dentro y fuera de Venezuela para el desarrollo de en áreas estratégicas como hidrocarburos, minería, producción industrial y agrícola y de servicios, entre otras.

· Diseñar mecanismos temporales para acelerar la gestión de sectores económicos, atraer inversiones productivas a gran escala y mejorar el ingreso nacional. Se apunta la flexibilización accionaria del Estado en empresas mixtas.

· Gestionar eficientemente activos y pasivos del Estado a fin de aumentar los ingresos de la nación.

· Crear marcos de incentivos laborales y tributarios y fortalecer la estabilidad jurídica para el desarrollo de áreas productivas específicas.

· Potenciar el uso del Petro y otras criptomonedas del mundo en el comercio interno y externo.

De igual modo, el Mandatario nacional precisó que la Ley Antibloqueo para el Desarrollo Nacional y la Garantía de los Derechos del Pueblo Venezolano, coloca como prioridad la obtención de recursos que el país requiere y que le han sido arrebatado por el gobierno supremacista estadounidense.

Asimismo, se establecen nuevas principios para las alianzas estratégicas referidas a la innovación administrativa, la gestión legal y nuevas alternativas que permitan superar el bloqueo.

La Ley Antibloqueo para el Desarrollo Nacional y la Garantía de los Derechos del Pueblo Venezolano, establece estrategias que se ajustan a los nuevos tiempos y en especial a proteger al pueblo todo de las acciones ilegales de la administración estadounidense que ha venido afectando la vida de la República.

Prensa Presidencial/Yndira López

Fuente:

Ministerio del Poder Popular para la Comunicación y la Información (MippCI)