Al cierre de esta edición comenzaban las nuevas audiencias previstas en la causa abierta contra quince militantes populares a quienes se imputa de “atentado contra la autoridad”, durante los incidentes que tuvieron lugar cuando personas que manifestaban contra las políticas de Gerardo Mortales, fueron brutalmente reprimidos por efectivos de la Policía de Jujuy, el 4 de abril de 2018.

Entre ellos está el referente del Partido Comunista Santiago Hamud, quien junto a otros siete fue imputado por este mismo hecho en dos causas, una penal y otra contravencional, algo que es absolutamente ilegal, por lo que plantean la nulidad.

“Ese día hubo una fuerte represión y, desde ahí, comenzaron con el armado de causas a varios referentes y un mes después nos detienen, golpean, amenazan y allanan brutalmente”, señaló y recordó que este episodio forma parte de un hostigamiento constante al que –como otros militantes populares- fue sometido desde diciembre de 2015.

Pero esto no es todo. En un proceso totalmente amañado por un órgano judicial controlado por la Gestión Morales, se suceden las irregularidades que –en todos los casos- afectan la posición de los imputados.

“Se vienen cometiendo muchas irregularidades como la aparición de carátulas que no corresponden en la causa y no dejan ingresar al recinto a Luis Paz, que es uno de nuestros abogados”, denuncia el referente del PC y agrega que la propia Fiscalía que actúa en el juicio reconoció que el 4 de abril de 2018, hubo policía infiltrada entre quienes se movilizaban, algo que está prohibido por la Ley 25.520 de Inteligencia Nacional, sancionada a fines de 2001.

Así, mientras el juez de la causa contravencional, Matías Ustarez, acepta como válidos los testimonios de policías que intervinieron en la represión, le niega a la defensa de Hamud la posibilidad de presentar algunos de los que propuso, ente ellos a los integrantes del PC Solana López y Martín Sequeira, así como a los dirigentes de la CTA Hugo Yaski, Pablo Micheli y Daniel Catalano.

En las audiencias que se sucederán desde hoy hasta el miércoles venidero se sabrá si el Tribunal acepta como testigos de parte al titular del PC Víctor Kot, al secretario de la Liga Argentina por los Derechos Humanos, José Schulman, y al referente del MTL, Gustavo Muñoz.

¿Se viene la intervención?

En este contexto, Hamud celebró que el senador Guillermo Snopek presentara un proyecto en el que pide la intervención del Poder Judicial de Jujuy por un año, algo que –según el legislador- busca garantizar “la forma republicana de gobierno y evitar incurrir en responsabilidad internacional del Estado argentino”.

Vale recordar que hace menos de un mes se conoció un audio en el que el presidente del Superior Tribunal de Justicia (TSJ) de esa provincia, Pablo Baca, reconoce que la detención de Milagro Sala, no responde a la comisión de delitos sino a la necesidad política de Morales de sacarla del medio por su capacidad de liderazgo y de provocar movilización.

También es prudente citar que Baca fue designado para ese  cargo por el gobernador, a menos de una semana de que –como diputado por la UCR- votara la ampliación del TSJ a pedido del propio Morales.

“Desde hace mucho tiempo planteamos que en Jujuy no hay independencia de poderes y que, por lo tanto, la Justicia de la provincia debe ser intervenida”, destacó Hamud y remarcó que “esto queda comprobado cuando escuchamos los audios del presidente TSJ, donde confirma que Milagro Sala está detenida por orden de Morales, porque si estaba en libertad iba a generar quilombo”.

Mientras tanto, ayer Milagro Sala cumplió años y sigue privada de su libertad, desde hace cuatro años. “La saludé, ella al igual que todos los compañeros que están presos tiene una fortaleza enorme”, resaltó Hamud pero aclaró que “se encuentran en un estado psicológico muy duro como consecuencia de tantos años detenidos con todas las cosas que pasaron”.

Por eso, sin dudarlo hizo hincapié en que “los compañeros ya no aguantan más” y reclamó que “deben ser liberados de manera urgente”.

Fuente:

Nuestra Propuesta | Diario del Partido Comunista de la Argentina