Confederación General de Trabajadores Públicos y Privados (CGTP): Los trabajadores no estamos en guerra con nadie

Repudiamos terminantemente la declaración del presidente de la república, Sebastián Piñera, que señalo que nos encontramos en guerra, nunca señalo quien era la otra parte de su guerra, acuso al pueblo y los trabajadores movilizados de violentistas, los asalariados somos personas pacíficas, que por años hemos expresado a las autoridades nuestras peticiones, sin ser escuchados en nuestras demandas, hemos alcanzado acuerdos con las autoridades quienes no siempre han cumplido dichos acuerdos, por lo que estamos indignados por tanta tramitación, injusticia y abusos de los gobernantes y de los poderosos desde hace años.

Además pese a las masivas manifestaciones realizadas en favor de un nuevo sistema de pensiones, o a las exigencias de un nuevo sistema de relaciones laborales, por el respeto a los fallos judiciales, a los tratados Internacionales sobre Libertad Sindical, por mejores pensiones para nuestros adultos mayores, jubilados y pensionados, quienes mayoritariamente reciben pensiones insuficientes, pese a los reclamos de los trabajadores por los salarios de hambre, por los abusos diarios, las persecuciones cuando nos organizamos en sindicatos, por las restricciones al derecho de negociación colectiva, y el derecho de huelga que ha sido limitada con los mal llamados servicios mínimos, no hemos sido escuchados.

Queremos soluciones, justicia social, más derechos sociales, más democracia, no represión, la imposición del Estado de emergencia, los toque de queda, el maltrato a los manifestantes es intentar apagar el descontento social, con violencia y más violaciones, a los derechos humanos, por lo que exigimos:

Se ponga fin al Estado de Emergencia, se vuelvan los militares a sus cuarteles, existen en el país fuerzas policiales que son capaces de mantener el orden y la tranquilidad, junto con terminar la represión a los manifestantes pacíficos y se persiga a los saqueadores.

Además solicitamos que se retire el proyecto de reforma de pensiones y se acuerde un nuevo sistema de pensiones con los trabajadores, se ponga en plena aplicación los tratados Internacionales sobre Libertad sindical modificando normas de negociación colectiva para ampliar dicho derecho a todos los trabajadores, sin restricciones ni diferencias de ningún tipo, se eliminen las restricciones al derecho de huelga y eliminar los llamados servicios mínimos, se establezcan normas que desincentiven las acciones antisindicales, se mejore ingreso mínimo, se aumenten las asignaciones familiares, que gobierno respeto los acuerdos con los gremios, que se modifique la reforma tributaria no se puede entregar más dineros a las grandes empresa, ni a los poderosos, en definitiva se escuchen las demandas del pueblo y los trabajadores

Fuente:

Federación Sindical Mundial

Artículos Relacionados