Hoy temprano por la mañana, a las 04:00 hora local, los gobiernos de EEUU, Gran Bretaña y Francia bombardearon al pueblo de Siria, poniendo fuego a la región del Mediterráneo sudoriental. Con datos prefabricados y pretextos quieren volver a dividir los recursos naturales, los “nodos” de energía y sus esferas de influencia.

La FSM condena el ataque contra el Estado de Siria que viola descaradamente las reglas de cualquier noción del derecho internacional; instamos a los trabajadores de todo el mundo, a los sindicatos de clase, a los miembros y amigos de la FSM a sumar su voz contra las intervenciones imperialistas, las rivalidades infraimperialistas, a mostrar, por cualquier medio, su solidaridad con el pueblo de Siria.

Llamamos a los trabajadores de todo el mundo a organizar su lucha contra la OTAN, la UE y sus aliados; a estar alertos contra los planes de los gobiernos de países imperialistas que derraman la sangre de los pueblos para garantizar los intereses de los monopolios a los que sirven.

Con internacionalismo y solidaridad internacionalista tenemos que desenmascarar a los Imperialistas y los peligros que generan las guerras Imperialistas. Le aseguramos a la clase obrera de Siria que seguiremos de su lado.

Para el movimiento sindical de clase, el único que tiene el derecho de decidir libre y democráticamente sobre su presente y su futuro es el mismo Pueblo Sirio y no los imperialistas.

El Secretariado

Fuente:

Federación Sindical Mundial