Senado brasileño continúa golpe de estado contra Rousseff

Presidenta Dilma Rousseff. Foto: Antonio Cruz / Agência Brasil (CC BY 3.0 BR)El presidente del Senado brasileño, Renan Calheiros, decidió dar continuidad al proceso de destitución que avanza en la cámara alta contra la presidenta Dilma Rousseff, ignorando la decisión del presidente en ejercicio de la Cámara de Diputados, Waldir Maranhão, que anuló la sesión de la cámara baja que admitió el proceso. Calificó el acto de Maranhão como »juego con la democracia« y ordenó que se haga la lectura del informe de la comisión del Senado que acogió la solicitud de impeachment aprobada por la Cámara de Diputados. Después de la lectura, empieza a contar el plazo de 48 horas para que el pleno de la cámara alta vote sobre la admisibilidad del proceso y sobre la separación inmediata de la presidenta de su cargo, lo que está previsto para mañana miércoles.

El diputado Waldir Maranhão, quien asumió la presidencia de la Cámara tras el apartamiento de Eduardo Cunha, aceptó los argumentos presentados por el abogado general de la Unión, José Eduardo Cardozo, que alegaba la presencia de »vicios« de procedimiento en la votación,

Ya antes de la decisión de Calheiros, la presidenta Dilma Rousseff había pedido cautela a sus aliados por no saber aún las consecuencias de la anulación. »Acabo de saber que se ha suspendido el proceso, pero no tengo información oficial. No conozco las consecuencias. Por favor, tengan cautela. Vivimos una coyuntura de mañas y artimañas. Solo vamos a entender lo que está pasando si nos damos cuenta de lo difícil que es y de que tenemos que comprender la situación para luchar«, afirmó.

Rousseff, ministros y parlamentarios aliados se enteraron de la decisión de Waldir Maranhão de anular las sesiones de la cámara baja realizadas el 15, 16 y 17 de abril durante una ceremonia en la cual la Jefa de Estado anunció la creación de cinco universidades federales. El evento contó con la presencia de educadores y estudiantes, que tras recibir la noticia, corearon consignas como: »No habrá golpe, habrá lucha«, »Ocupa y resiste« y »Golpistas y fascistas no pasarán«, »Quédate, querida«.

La mandataria subrayó que todavía hay por delante un conflicto duro y lleno de dificultades. »Quiero pedirles a los congresistas y a todos nosotros que mantengan la calma para afrontar todo eso. Habrá mucha lucha y muchos disputas. Tengo una disposición muy clara de luchar hasta el fin. Ahora más que nunca, tenemos que defender la democracia, luchar contra ese golpe, contra todo ese proceso sumamente irregular. Vamos a resistir siempre en nombre la democracia, seguir una agenda clara de luchas y confiar en la fuerza que tenemos cuando juntos«, afirmó Rousseff

Fuente: Agência Brasil / RedGlobe

Artículos Relacionados